Nutris Juntas

¿Conoces a Tatiana y Anabel?

Siempre que se ha dicho que “somos lo que comemos”, pero yendo más allá, nuestros hábitos de alimentación van a ser decisivos en no solo en nuestro peso o imagen, sino en nuestra Salud en general.

En Clínica Nutriestética somos profesionales sanitarios de la Nutrición y Dietética, y una alimentación saludable es el eje de nuestros servicios y tratamiento. Tatiana y Anabel, nuestras nutricionistas, te ayudarán a conseguir tu peso ideal mediante planes de alimentación sencillos, adaptados a tu estado de Salud, hábitos de vida, trabajo, gustos… y supervisarán tu evolución, adaptando y cambiando todo aquello que sea necesario.

Te sentirás mejor, y lo que es más importante: tu Salud mejorará.

Y tan sólo por 35€ (primera consulta) y 17,95€ las revisiones, las cuales además te saldrán más económicas si ya tienes tu tarjeta de socio.

¿Quieres más? Pulsa AQUÍ y descubre también nuestros BONOS de Nutrición. Otra forma de ayudarte a comprometerte con tu Salud…

Infórmate sin compromiso en el 941 245 219 o visítanos en Avda. de Colón 43, bajo (Logroño).

Leer Más

chica cansada

Vamos a recuperarnos de las navidades…

Tras las fiestas navideñas y sus excesos, nuestro cuerpo nota las consecuencias: rostro apagado, tenso y con más líneas de expresión y algún kilo de más.

Tras las comidas con amigos, cenas de trabajo, reuniones familiares y cambios en horarios y ciclos de sueño, todo ello en un período de tiempo muy breve, es necesario volver a sentirse bien con uno mismo y proyectar un buen aspecto físico ante los demás: por Salud y por imagen personal.

En estos casos, es normal demandar tratamientos con resultados más inmediatos para poder volver a la normalidad lo antes posibles.

¿Nuestras propuestas? Aquí tienes 3 ideas:

Cuidar tu Salud en general y tu línea en particular:
14,40€. Quédate con esa cifra. Es el precio de nuestras Consultas de Revisión de Nutrición y Dietética si tienes nuestra Tarjeta de Socio (solicítala GRATIS con el primer producto/servicio que adquieras). Nuestras Nutricionistas trabajarán en tu reeducación alimentaria mediante planes nutricionales personalizados y adaptados a tus gustos, estado fisiológico, hábitos de vida/trabajo, etc.
PVP Tarifa Primera Consulta: 35€
PVP Tarifa Consulta de Revisión: 16,95€

Contra las arrugas profundas y de expresión:
Rellenos con ácido hialurónico: combate eficazmente arrugas profundas y de expresión, actuando sobre los pliegues y consiguiendo un relleno. La reafirmación del óvalo facial y el aporte de luminosidad son otros de sus beneficios. Ideal para disfrutar de un rostro joven y liso sin necesidad de recurrir a un lifting quirúrgico.
PVP: Desde 199€ (según tipo de arrugas o surcos).
Socios: 15% descuento.

Hidratar y rejuvenecer:
MesoEstimulación Facial infiltrada con vitaminas y ácido hialurónico: es un complejo rejuvenecedor que contiene propiedades hidratantes y antioxidantes indicado para cuello, cara y escote. Con este tratamiento se conseguirá una piel hidratada, luminosa y sin imperfecciones.
PVP: 180€
Socios: 153€

Hay muchas más opciones (Botox, higiene facial…). Pregúntanos. Llámanos al 941 245 219 o acércate por Avda. de Colón 43, BAJO, y reserva tu Consulta de Evaluación Médica (GRATUITA y sin compromiso). Resolveremos tus dudas y te asesoraremos.

Leer Más

Remodelación Corporal

Descubre nuestro RETO 5 SEMANAS

Si te preocupa tu peso, la celulitis o la grasa localizada (cartucheras, abdomen…), estás de enhorabuena, porque te presentamos nuestro TRATAMIENTO MÁS INNOVADOR Y EXCLUSIVO, combinando nuestros más de 25 años de experiencia en Nutrición y Medicina Estética con las últimas tecnologías del mercado.

Te presentamos nuestro RETO 5 SEMANAS. Toma nota de estas cifras: 5+5+3, porque en poco más de un mes te vas a sorprender con los resultados.

¿Qué te ofrecemos?
· 5 sesiones (semanales) de Mesoterapia Corporal: realizadas por nuestro Director Médico, el Dr. José Antonio Hernández López.
· 5 sesiones (semanales) de Remodelación Corporal: combinando para cada caso particular diferentes equipos, entre los que se encuentra nuestra exclusiva tecnología de Ondas Termodinámicas (reduce+reafirma durante la misma sesión). Más información sobre esta tecnología AQUÍ.
· 3 consultas de refuerzo nutricional y reeducación alimentaria (quincenales) con nuestro equipo de Nutricionistas durante el tratamiento.

¿Qué resultados obtendrás?
Sumarás a los beneficios de la Mesoterapia Corporal (reafirmación, eliminación celulitis…) y nuestra tecnología basada en Ondas Termodinámicas (reducción de volumen y reafirmación de la piel), los de nuestro método de tratamiento Médico-Dietético del sobrepeso y obesidad, consiguiendo así una reeducación alimentaria que potenciará los resultados y te ayudará a mantenerlos en el tiempo.

¿Cuánto dura?
Tan sólo 5 semanas. Cada semana recibirás una sesión de Mesoterapia Corporal y otra de Remodelación Corporal, y cada dos semanas una de las consultas de refuerzo nutricional.

¿Cuánto cuesta?
El precio tarifa del tratamiento completo es de 499€. Si quieres, puedes pagarlo en 3 meses SIN INTERESES. Si tienes tu tarjeta de Socio del Club Nutriestética Salud, se te queda en 474€.

Llama al 941 245 219 o acércate por Avda. de Colón 43, bajo (Logroño) y deja contratado tu tratamiento.

Leer Más

DOCU_GRUPO

Complementos alimenticios para perder peso

Una nueva encuesta de Consumer Reports descubre que muchos estadounidenses están mal informados con respecto a la calidad y la efectividad de los complementos para perder peso.

“El bombardeo de anuncios nos hace creer que hay un modo mágico para perder peso, aunque no haya evidencias de que los complementos funcionen”, dijo en un comunicado de prensa de Consumer Reports el Dr. Pieter Cohen, médico de la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard que estudia los complementos.

“Las etiquetas de los complementos para perder peso se parecen a los de los medicamentos sin receta, y la información sobre los complementos se organiza como las etiquetas de información nutritiva”, añadió. “No hay modo de que los consumidores vean la diferencia”.

(más…)

Leer Más

Alimentos que no debes guardar en la nevera

 

A pesar de que la nevera se considera un refugio seguro para los alimentos, lo cierto es que algunos no toleran bien las condiciones de refrigeración. Y es que en muchos casos suelen ponerse en la nevera algunos productos que no sería necesario como tomates, cebollas, café, miel, aceite, plátanos o patatas. Almacenarlos en la nevera, lejos de mejorar su conservación, empeora su sabor y favorece la formación más rápida de mohos. Es preferible conservarlos en la despensa, a temperatura ambiente. El artículo enumera algunos alimentos que no deben almacenarse en la nevera, explica por qué e indica cuál es la mejor manera de conservar todas sus particularidades.

 

Hay una cierta tendencia a guardar en la nevera todos los alimentos, sean cuales sean, bajo la falsa creencia de que así se conservarán mucho mejor. Incluso en caso de duda, se recurre a la nevera porque se piensa que es lo mejor. Pero en ocasiones, más que favorecer su conservación, lo que se consigue es lo contrario, es decir, que los alimentos pierdan sabor, textura y, en algunos casos, que se favorezca la formación de mohos. Guardar los alimentos en el refrigerador no implica en general un riesgo alimentario en sí, pero a veces sí causa un deterioro de la calidad y una disminución de las propiedades.

 

Qué alimentos no conviene guardar en la nevera

No todos los alimentos necesitan las mismas condiciones de conservación. Si bien algunos se estropearían solo en cuestión de horas si se mantienen a temperatura ambiente, otros harían lo mismo en condiciones de refrigeración. Es importante, por tanto, conocer cuáles son las características y necesidades específicas de cada uno de ellos, para darles las mejores condiciones de conservación.

 

Tomates. Pierden todo su sabor en la nevera porque el aire frío detiene el proceso de maduración, que da el sabor a este producto. También altera la textura porque el frío rompe las membranas de la fruta y lo hace más harinoso. Deben almacenarse a temperatura ambiente.

 

Plátanos. Como los tomates, el frío de la nevera ralentiza el proceso de maduración de la fruta. Si se guarda un plátano verde, este permanecerá así durante un periodo de tiempo relativamente largo. Sí pueden introducirse los plátanos más maduros que no se vayan a consumir de manera inmediata y, a pesar de que la piel se vuelva negra o marrón, el fruto puede consumirse.

 

Patatas. El frío puede aumentar la cantidad de azúcar que contienen y dar lugar a un producto arenoso, con mayores niveles de acrilamida cuando se cuecen al horno o se fríen a altas temperaturas. Deben almacenarse en un lugar fresco y seco cuando se trata de patatas enteras. En el caso de que se quieran conservar patatas peladas y cortadas, sí es preferible hacerlo en la nevera, mejor con agua para evitar que se oxiden.

 

Cebollas. La humedad de la nevera favorece la formación de mohos. La mejor manera de almacenarlas es mantenerlas en un lugar fresco, seco y bien ventilado. No deben almacenarse las cebollas enteras en bolsas de plástico.

 

Ajos. La refrigeración hace que el bulbo se deteriore de manera más rápida porque añade humedad y favorece el crecimiento de moho. Solo puede almacenarse ajo en la nevera si se ha picado, y se hará en un recipiente cerrado herméticamente. No es recomendable congelarlo porque cambia la consistencia y el sabor. El ajo entero deberá almacenarse a temperatura ambiente.

 

Pan. El frío reseca el pan, por lo que no es aconsejable guardarlo en la nevera. Excepto si se trata de rodajas de pan de molde, que sí podrían almacenarse en frío, es preferible almacenarlo a temperatura ambiente o congelarlo. Si se congela, debe envolverse para que conserve mejor su humedad.

 

Aceite de oliva. En la nevera se condensa y adquiere una consistencia similar a la mantequilla. Debe almacenarse en un lugar fresco y, a ser posible, oscuro.

 

Café. En la nevera, el café pierde sabor y puede adquirir algunos olores de otros alimentos que se guardan en ella. Además, el contacto con la humedad hace que se deteriore. Es preferible conservarlo en un lugar fresco y oscuro, donde conservará mejor su sabor y frescura, lejos del exceso de aire, humedad, calor y luz.

 

Miel. Si se mantiene cerrada herméticamente, puede conservarse fuera de la nevera sin ningún problema durante años, siempre y cuando el envase esté bien cerrado. De lo contrario, entraría humedad en el interior. Con el frío, lo único que se consigue es que se cristalice y que se modifiquen sus particularidades de sabor o textura.

 

Fuente: Eroski Consumer