IN Web

Sobre nuestro Multivitamínico IN

Nos habéis preguntado algunas personas por nuestro Multivitamínico IN, y qué lo diferencia de otras referencias del mercado.

Os resumimos algunas de sus principales características:

¿Por qué lo hemos elegido entre otros?
· Contiene vitaminas del grupo B y minerales.
· Contiene dos compuestos principales en concentraciones optimas para su absorción: coenzima Q10 y ácido lipóico, dos sustancias que nuestro cuerpo produce de manera natural y que con la edad su producción va disminuyendo.
Ambas son antioxidantes naturales que, unidas, ayudan más a aumentar nuestro nivel de energía, disminuyendo el estrés metabólico, optimizando la acción antioxidante de otros nutrientes como podrían ser la vitamina E o la C y aumentando la síntesis de glutatión, este último encargado de eliminar metales pesados, restos de fármacos, etc., con un efecto detoxificante (es el encargado de depurar nuestro organismo de manera natural).

¿Por qué recomendamos IN y no otro?
En primer lugar, por su formula única y completa que cubre nuestras necesidades básicas del organismo y a su vez combate el envejecimiento, con resultados visibles en nuestra piel más sana y luminosa y mayor bienestar del nuestro organismo.

Los nutrientes que contiene están en su forma activa, lo que quiere decir que los absorbemos mejor que en otros multivitamínicos.
Carece de nutrientes como el yodo, hierro o por ejemplo el potasio, que podrían resultar un problema si lo toman personas con tratamientos farmacológicos.

¿A quién se lo recomendamos?
En general, es un producto que puede consumirlo cualquier persona independientemente de la edad o el sexo y en cualquier época del año.

En especial, está recomendado para:
· Personas intolerantes a la lactosa, soja y gluten.
· Personas tanto sanas como enfermas, con o sin tratamiento farmacológico (no tiene interacciones con ningún fármaco).
· Vegetarianos y veganos.
· Personas que estén siguiendo dietas de menos de 1.200 calorías, ya que suele producirse un déficit de nutrientes.

A quién NO se lo recomendamos:
Menores de 18 años, mujeres embarazadas y en periodo de lactancia, sobre todo porque no hay estudios que lo confirmen.

¿Cuánto tiempo hay que tomarlo?
IN está preparado para que sea un tratamiento de larga duración; no tenemos limite en el tiempo ni tampoco está indicado descansar con su consumo.

¿Cuándo es el momento recomendado?
Durante el desayuno o la comida, consumido junto con otros alimentos.

¿En qué otros casos es recomendable?
· Pacientes que tienden a tener manchas faciales a causa del sol: IN regenera la dermis y frena el fotoenvejecimiento (la hiperpigmentación).
· Favorece la producción de colágeno, perfecto para complementar un tratamiento de mesoestimulación facial o revitalización facial.
· Frena la inflamación, evita la formación de celulitis y aparición de pequeñas varices por mala circulación de la piel, por lo que es ideal para pacientes con piernas pesadas o mala circulación o pacientes de mesoterapia corporal.
· Para enfermos crónicos con un tratamiento farmacológico permanente, el cual les puede generar una mala absorción de nutrientes esenciales para un correcto.

Puedes ampliar información pulsando AQUÍ.

Y no te quedes con dudas. Tatiana y Anabel, nuestras nutricionistas, estarán encantadas de contestar cualquier duda que pueda surgirte sobre el producto.

Leer Más

Leche

Falsos mitos sobre la leche

A pesar de sus bondades para la salud, la leche cuenta en su haber con una larga lista de falsas creencias. Algunas de ellas están tan arraigadas en el imaginario popular que no hay manera de que se extingan. Es probable que esto tenga que ver no solo con la velocidad a la que corren en la actualidad los rumores gracias a las redes sociales, sino también con la tendencia a confiar más en drásticas y descabelladas propuestas dietéticas -esas que parecen funcionar a corto plazo-, que en los indiscutibles beneficios (a largo plazo, eso sí) de un cambio generalizado en nuestro estilo de vida.

Falsas creencias sobre alergias o intolerancias a la leche
Si alguien padece una alergia a las proteínas de la leche, debe retirar los lácteos de su dieta, sin duda. Pero ello no significa, de ninguna manera, que quien tome leche acabará tarde o temprano por presentar una alergia. La alergia a las proteínas de los lácteos, que debe diagnosticar un alergólogo, es más común en la infancia, pero afecta a menos del 5% de los bebés, y además suele desaparecer al año de edad.

Es muy importante no confundir la intolerancia a la lactosa (la lactosa es el azúcar que contiene de forma natural la leche) con una alergia a las proteínas lácteas. En el primer caso se producen síntomas gastrointestinales que, por lo general, son leves y pasajeros, mientras que en el segundo caso existirán síntomas graves (si la persona alérgica consume lácteos), que pueden incluso comprometer la vida.

En este punto, es importante reseñar dos cosas. La primera, que hay un elevado número de casos «autodiagnosticados» de intolerancia a la lactosa que no suelen confirmarse con estudios rigurosos. (más…)

Leer Más