Entrevista TVR

 

El pasado jueves, a las 21:00, el programa de TVR “Estilo emitió el publirreportaje de Clínica Nutriestética, con una entrevista a nuestro Director Médico, José Antonio Hernández.

 

Durante la misma, Aninara Domínguez, presentadora del programa, profundizó en la importancia de la Salud y Bienestar hoy en día y qué soluciones ofrece Clínica Nutriestética para el cuidado de nuestra imagen y Salud.

 

Si no lo pudísteis ver, aquí os dejamos el enlace para que nos conozcáis un poco más…

 

Leer Más

Ciclo de Charlas “Adelgazar en Positivo”

 

Comienza el ciclo de charlas impartido por el Dr. José Antonio Hernández, Director Médico de Clínica Nutriestética.

 

Durante 4 sesiones, se repasarán aspectos relacionados con nutrición, cómo afrontar una dieta o reeducación alimentaria y hábitos de alimentación saludables recogidos en el libro “Adelgazar en Positivo”, escrito por el Dr. José Antonio Hernández.

 

Se obsequiará a los asistentes con un ejemplar del libro “Adelgazar en Positivo”.

 
                                                PortadaJosean Transparente
 

Fechas: Miércoles 22/10 – 29/10 – 05/11 – 12/11

Hora: 19:30 a 20:30
Precio (4 charlas) para clientes y socios: 10€
Precio (4 charlas) para no clientes: 15€

 

AFORO LIMITADO: inscripciones en el teléfono 941 245 219, mail: [email protected] o en Avda. de Colón 43, bajo.

Leer Más

Dieta Mediterránea y Cáncer de Mama

 
Os anotamos a modo de resumen algunas de las sorprendentes conclusiones del Estudio EpiGEICAM, coordinado por la investigadora del Centro Nacional de Epidemiología del Instituto de Salud Carlos III, Dra. Marina Pollán, financiado por la Asociación Española contra el Cáncer y desarrollado dentro del Grupo Español de Investigación en Cáncer de Mama (GEICAM).
 
Creemos que merece la pena dedicar 5 minutos a su lectura:
 
Tipos de dieta estudiados:
Dieta “occidental”: Alto consumo de productos grasos, carne procesada, dulces, bebidas calóricas y bajo consumo de cereales.
Dieta “prudente”: Productos bajos en grasa, frutas, vegetales y zumos.
Dieta “mediterránea”: Pescado, vegetales, legumbres, patatas, frutas, aceite y bajo consumo de zumos y bebidas calóricas.
 
a) El consumo de alimentos de la “dieta mediterránea” puede reducir el riesgo de desarrollar cáncer de mama hasta en un 30%. Por el contrario, la dieta occidental es la más perjudicial para desarrollar cáncer de mama y, lo que es más preocupante, es la dieta más frecuente en las mujeres jóvenes. Por su parte, no se ha podido constatar que la “dieta prudente” esté relacionada ni con una mayor ni con una menor probabilidad de desarrollar cáncer de mama, a pesar de lo que podía pensarse en un principio, por ser la que menos grasa tiene.
 
b) La dieta mediterránea ha demostrado ser beneficiosa para prevenir el cáncer de mama, especialmente para los tumores triple-negativos, para los que por el momento no existe un tratamiento quimiopreventivo. Es la primera vez que un estudio que relaciona dieta y cáncer de mama muestra un claro efecto protector de la dieta mediterránea en este subtipo de tumor, el triple negativo, que generalmente es más agresivo.
 
c) El 57% de la población no consume a diario frutas y verduras; que el 58% incluye en su dieta bollería, carnes grasas y embutidos de dos a tres veces a la semana; que dos de cada diez encuestados toman vino o cerveza una vez al día y que el 75% de la población no realiza actividad física regularmente. Tenemos que seguir trabajando para concienciar a los más jóvenes desde la infancia en la adopción de hábitos de vida saludable.
 
d) El 40% de los cánceres se puede prevenir adoptando hábitos de vida saludables.
 
e) El cáncer de mama constituye uno de los tumores más frecuentes en las mujeres españolas, diagnosticándose aproximadamente 26.000 casos nuevos cada año. Este porcentaje representa el 30% de todos los cánceres detectados en mujeres en nuestro país. Aproximadamente, 1 de cada 8 mujeres presentará esta enfermedad a lo largo de su vida. Pese a la mejora en el diagnóstico y tratamiento, este tumor sigue siendo todavía la principal causa de muerte por cáncer en las mujeres españolas.
 
f) Los expertos en nutrición han confirmado que el alcohol, las grasas, carnes rojas, bollería industrial y alimentos quemados se ratifican como promotores de cáncer; y en positivo, un consumo diario de frutas, verduras y hortalizas pueden prevenir la aparición de la enfermedad.
 
g) Se concluyó la presentación del estudio con unas claras recomendaciones en la prevención frente al cáncer, entre las que se cuentan realizar actividad física de manera regular, no fumar, evitar el alcohol y mantener una alimentación rica en frutas, hortalizas y productos integrales.
 
Si quieres cuidarte, comienza por tu alimentación. Estaremos encantados de asesorarte en el teléfono 941 245 219, mail.: [email protected] y en nuestras instalaciones de Avda. de Colón 43, bajo (Logroño).
 

Promoción SEPTIEMBRE

 
Te presentamos solo durante este mes de SEPTIEMBRE nuestras mejores combinaciones de tratamientos para recuperar tu rostro tras las vacaciones.
 
Recupera tu mejor imagen en el menor tiempo:
 
Higiene Facial + Dermoabrasión + Hidratación Facial: 99€
 
Higiene Facial + Dermoabrasión + 3 Sesiones Mesoterapia Facial (Vitaminas+Aminoácidos+Hialurónico): 450€
Paga en 3 meses SIN INTERESES
 
Higiene Facial + Dermoabrasión + 4 Sesiones Hidratación Facial + Cosmética Facial Personalizada: 220€
 
Reserva ya tu cita en el teléfono 941 245 219, mail: [email protected] o visitando nuestras instalaciones en Avda. de Colón 43, bajo (Logroño).
 
 

Protectores solares

 
Aunque ya hemos pasado el ecuador del verano, no está de insistir en la importancia de un buen protector solar para proteger nuestra piel. El siguiente post solventa algunas de las dudas más habituales:
 
El principal componente de un protector solar es el filtro solar. Su trabajo es parar la luz ultravioleta antes de que alcance nuestra piel, pero ¿todos los filtros lo hacen de la misma forma? Nos podemos encontrar con dos tipos de filtros, los que absorben la radiación y los que la dispersan y la reflejan.
 
Filtros que absorben la radiación
Actúan a modo de esponja que absorbe el agua. El filtro absorbe la radiación ultravioleta y la convierte en luz infrarroja, un tipo de radiación de menor energía y peligrosidad.
 
La banda UV-B (290-320 nm) es la zona encargada de producir el eritema actínico (enrojecimiento y quemadura solar) así como las reacciones irritantes que conducen a la formación de melanina y por tanto del bronceado. Varía de forma muy importante con la latitud (a medida que disminuye la latitud o que nos aproximamos al Ecuador, la intensidad de la radiación es mayor), la época del año y hora del día.
 
La banda UV-A (320-400 nm) es prácticamente independiente de la latitud, de la hora del día y de la época del año (verano-invierno), lo que indica que será la misma en Canarias que en Moscú. El UV-A es el responsable del bronceado directo sin pasar por el eritema, de ahí que sea utilizado en las lámparas para bronceado presentes en muchos gimnasios y salones de estética. Sin embargo, entre sus efectos negativos figura ser el máximo responsable del fotoenvejecimiento de la piel: de la elastosis (degeneración de fibras elásticas de la piel) y de la queratosis (engrosamiento de la epidermis o capa superior de la piel).
 
Filtros que reflejan la radiación (también denominados minerales o inorgánicos)
Funcionan de una manera menos específica frente a la radiación ultravioleta, de tal forma que protegen tanto frente a la radiación UVA como a la UVB. Estos filtros reflejan y dispersan la luz UV sin cambiar su estructura química. Actúan a modo de espejo que refleja la radiación y la mantiene alejada de la piel.
 
Nos puede surgir la pregunta ¿hay uno mejor que otro?
Para empezar, trabajan de una forma diferente. Los más utilizados son los que absorben la radiación debido a que son más eficientes, con una cantidad menor de filtro se consigue un mayor nivel de protección. Sin embargo, hay muchos consumidores que presentan ciertas alergias o pieles sensibles y prefieren utilizar protectores con filtros minerales o con una menor cantidad de filtros químicos u orgánicos, pero entonces surge una “queja” añadida: “no quiero que me deje blanco”.
 
Y si queremos cumplir ¡no más caras blancas!, tendremos que acudir a la combinación de filtros químicos + minerales o filtros de partículas.
 
Ácido azelaico: Se utiliza en los cuadros de hiperpigmentación postinflamatoria. Es un inhibidor de la tirosinasa, antiséptico e inhibidor de la alfa reductasa, por eso se aplica también en el tratamiento del acné. Su efectividad como despigmentante se limita a las manchas hiperpigmentadas, ya que no modifica la intensidad del color de la piel normal.
 
¿Si me voy de vacaciones a Canarias o al Caribe tendré la misma protección que en Madrid?
La respuesta es NO. Canarias o el Caribe están más próximos al Ecuador, se encuentran a una latitud inferior a Madrid, ésto significa que los niveles de radiación UV-B son superiores. Además, en general, el número de horas de sol/año de Canarias por ejemplo es superior al del resto de Europa. Es por todo esto que en estas zonas se estará más expuesto a los efectos nocivos de la radiación solar.
 
¿A más filtro más protección?
No. El hecho de utilizar una mayor cantidad de filtro solar no significa que vayamos a obtener un mayor nivel de protección o de factor de protección –SPF sun protection factor o FPS factor de protección solar.Llega un momento en que por más que añadamos más cantidad de filtro solar, el factor de protección prácticamente no se ve aumentado. Por encima de un factor 30, todos los filtros son prácticamente iguales. Un factor 30 protege frente a los UVB un 98,4%, mientras que un índice 75 un 98,6%. Por lo tanto realmente no se requiere aumentar tanto la concentración de filtro para conseguir aumentos de protección tan pequeños.
 
¿Qué es el factor de protección solar?
Científicamente es la relación entre el tiempo necesario para producir el eritema o enrojecimiento de la piel sin protección y el tiempo necesario para producir eritema con protección bajo la luz UVB. Ejemplo: persona que acude por primera vez a la playa y tiene la piel bastante blanca, esta persona se quemará en aproximadamente 10 minutos si no utiliza protección, si utiliza un preparado solar factor 30 podrá permanecer al sol 10 x 30= 300 minutos. ¡OJO! Este tiempo se calcula de diferente forma según el método empleado: DIN (método alemán) COLIPA (nuevo método europeo) SAA (método australiano) FDA (método americano).
 
¿Por qué entonces los dermatólogos recomiendan factores más altos del 30?
El método para determinar el factor de protección utiliza una cantidad de producto solar de 2 mg/cm2, esto significaría que aproximadamente deberíamos aplicar 30 ml para proteger todo el cuerpo. Para que nos entendamos, una botella de protector solar de 200 ml nos alcanzaría para aproximadamente 6 aplicaciones, ¿realmente lo hacemos? Si incrementamos el factor de protección, tendremos la seguridad de que estamos aplicando una cantidad mayor de filtro solar y por tanto la posibilidad de sufrir unaquemadura solar será menor.
 
¿Y qué podemos decir de la radiación UVA?
Existen varios métodos para valorar los índices de protección frente al UVA, aunque no hay un método de valoración oficial o recomendado. Se utilizan métodos in vivo o basados en la capacidad de producir una pigmentación inmediata (PPI o IPD) o duradera (PPD). También existen métodos in vitro basados en la capacidad de transmisión de la radiación sobre el producto (DIFFEY).
 
Recuerda que en Clínica Nutriestética puedes adquirir tu crema de protección solar alta de Nutriestética Cosmetics. Crema solar para todo tipo de pieles con protección alta frente a los rayos UVA/UVB previniendo el fotoenvejecimiento prematuro de la piel. Con una fórmula resistente al agua y sin fragancia, proporciona una acción hidratante prolongada y ayuda a prevenir la aparición de manchas cutáneas.